Browse By

Real Oviedo: el hundimiento

Nueva derrota del Oviedo en El Toralin. Dos a uno en una mañana dedicada al fútbol a la par que se tomaba el vermú. A los oviedistas se le atragantaba la primera caña del día. Los de Javi Rozada, pese al gol de Ortuño, siguen tocados y hundidos. Todavía queda mucha liga por delante. Los más negativos ya verán el camino hacia Segunda B cada vez más cerca, pero yo me niego a pensar así.

En este encuentro no estaba Diegui. Rozada optaba por Lucas para el lateral derecho. En la jugada del gol del Oviedo participaban los de siempre. Berjón, Borja Sánchez con un gran centro y el killer Ortuño, que es medio Real Oviedo. Empataba Yuri. Duraba poco la alegría. Los azules son los nuevos «colchoneros» que te hacen sufrir y sufrir. Esto es igual que ser del Atlético de Madrid. En las buenas y en las malas, hay que estar con el club.

El gran Saúl Berjón

Me están gustando mucho las actuaciones de Berjón en lo poco que llevamos de temporada. Está muy participativo en ataque y sus pases son determinantes de cara al gol. Bien en cierto que el acierto goleador de Ortuño lo es todo. Sin embargo, los resultados no están acompañando al conjunto carbayón. Aunque siempre nos fijemos más en los delanteros, es fundamental hacer hincapié en los que dan el pase final y en eso, Saúl lo está haciendo todo a la perfección.

Con el empate en el marcador todavía quedaba mucho partido por delante. No estaba todo el pescado vendido. Pero minutos después llegaba Valcarce para aguar la fiesta al equipo visitante. Dos a uno. Nuevo mazazo para el Real Oviedo. Pese a la energía y las ganas que le pone Rozada en cada partido, que poco más y le falta salir fuera de la banda a jugar, todavía no se han contagiado de su gen ganador. Tiempo al tiempo.

Dando la cara en la segunda parte

Pese al resultado, dos a uno, el Real Oviedo tuvo una buena actuación en la segunda parte. Seguía intentando empatar el partido por todos los medios. No se rindió en ningún momento. La llegada de Sangalli, Cortina e Ibra daba un nuevo soplo de aire fresco y renovado, que no sería suficiente para conseguir un valioso punto.

La próxima cita con el fútbol llega el domingo al Carlos Tartiere con el Zaragoza. El colista se mide al tercer clasificado de la tabla en un encuentro de alto riesgo. La afición será un factor clave en el campo para animar a los suyos. En el último partido en casa el jugador número 12 apoyaba a los suyos y esperemos que siga siendo así. Hay que estar más unidos que nunca.

Hay que salir del hundimiento. Comenzar a cosechar pensamientos positivos y salir del bucle de negatividad. El Oviedo necesita al mejor psicólogo, el de las victorias. Esperemos que la energía de Rozada les de toda la fuerza que necesitan en estos momentos tan complicados. Ante el Zaragoza, a darlo todo. ¡Vamos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *